Galette de Nueces de California, Champiñones, Calabacín y Queso

Hoy os vengo con súper noticia y es que… ¡¡Bizcocheando será el “Blog del Mes” de Febrero de Nueces de California!! Y menuda ilusión, ¡con lo que me gusta su producto! Por eso hoy os traigo esta receta tan especial hecha con nueces, porque no podía ser de otra forma.

La masa la he preparado a partir de una receta que @Teresa_Vivancos compartió en Instagram (en esta publicación). La verdad es que llevaba mucho tiempo queriendo preparar una galette y ya no podía esperar más. Para hornearla he usado uno de los utensilios que más utilizo en casa: la bandeja antiadherente de De Buyer que compré en Claudia&Julia.

Vamos a lo importante y os dejo con la receta, ¡espero que os guste y la disfrutéis!

INGREDIENTES:

Para la masa:

  • 140 gr Harina Integral de Espelta
  • 30 gr Harina de Trigo Sarraceno
  • 30 gr Harina Integral de Centeno
  • 30 gr Aceite de Oliva Virgen Extra
  • 90 gr Agua Templada
  • Sal al gusto (yo puse una cucharadita de sal fina)
  • 30 gr de Nueces de California
  • 1 Cucharada Semillas (opcional)

Para el relleno:

  • 1 Cebolla Mediana
  • 3 Champiñones Grandes
  • 1/2 Calabacín Grande
  • 1 Pizca Perejil
  • 1 Chorrito Vino Blanco
  • Queso Semicurado Rallado
  • Queso de Cabra Troceado
  • Nueces de California
  • Para pintar: 1 Huevo

ELABORACIÓN:

Para la masa:

  • Comenzamos triturando las nueces y las semillas para integrarlas mejor en nuestra masa.
  • Luego ponemos todos los ingredientes en el bol de la amasadora e integramos. También puede hacerse en la Thermomix con la función espica o a mano, sólo hay que conseguir que se integren todos los ingredientes. Lo más importante es que la masa nos se nos peque a las manos.
  • Ponemos en un film transparente (que podemos engrasar ligeramente) y dejamos reposar unos 20 minutos.
  • Cuando vayamos a formar la galette la estiramos entre dos papeles vegetales hasta dejarla de un grosor de unos 0,5 mm aproximadamente.

Para el relleno:

  • Yo he guisado las verduras previamente, pero si os gusta podéis ponerlas en crudo. Os explico cómo lo preparé.
  • Ponemos aceite en una sartén y cuando esté añadimos la cebolla cortada en trozos pequeños y dejamos que se vaya cocinando. Cuando ya esté transparente o doradita (según gustos) añadiremos el perejil y seguidamente los champiñones y el calabacín. Ponemos también el vino blanco y esperamos a que esté casi hecho (digo casi porque en el horno terminará de cocinarse).
  • Con la masa ya estirada, ponemos en la base un poco de queso rallado (dejando unos 3 cm de borde para luego girarlo hacia arriba).
  • Añadimos ahora las verduras que hemos cocinado previamente y completamos con el queso de cabra troceado y las nueces.
  • Cerramos la gallete plegando los bordes con cuidado para que no se rompa y pintamos los bordes con huevo batido.
  • La ponemos en el horno previamente precalentado a 180º con calor arriba y abajo y dejamos que se haga durante unos 20/30 minutos o hasta que veamos que está ligeramente dorada.

Como veis es una receta que no tiene demasiada elaboración y, lo que es aún mejor, ¡podemos hacer en el relleno las variaciones que queramos! 😋

Así que a ver… ¿Quién se lanza a hacer su versión en primer lugar? ¡Espero vuestras propuestas y así me dais ideas para la próxima! 😉👌

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *