Bizco-Brownie de Chocolate, Plátano y Frutos Secos

Creo que ya os he contado más de una vez que me encanta el brownie y es una de las recetas que repito frecuentemente porque lo lleves donde lo lleves triunfa, así que es un gran aliado. Aunque tengo mi receta favorita me gusta ir probando otras y las que veo que mejor están me gusta compartirla con vosotros.

Esta versión de brownie lleva plátano y una mezcla de frutos secos. La verdad es que la combinación de estos ingredientes con el chocolate queda espectacular, perfecto para comerlo frío o templadito y acompañado de una bola de helado de nuestro sabor favorito. Bueno, de una o de las que queramos, ¿no? 😉

INGREDIENTES:

  • 225gr Harina
  • 2 Plátanos Maduros Machacados
  • 20gr Cacao en Polvo
  • 1 Cucharadita de Levadura
  • 180gr Chocolate Fondant
  • 180gr Mantequilla
  • 150gr Azúcar
  • 3 Huevos L (separadas yemas y claras)
  • 1 Pizca Sal
  • Frutos Secos al gusto (yo he usado nueces, avellanas y almendras)

ELABORACIÓN:

  • Precalentamos el horno a 170ºC con calor arriba y abajo.
  • Fundimos la mantequilla junto con el chocolate al baño maría o en el microondas con pequeños golpes de calor para que no se nos queme. Una vez esté todo integrado reservamos para que se temple.
  • Batimos las yemas con el azúcar hasta que blanqueen y luego le añadimos el caco, los plátanos machacados y la mantequilla y el chocolate ya templados. A continuación integramos también la harina, la levadura y la sal. Luego reservamos.
  • En un bol diferente montamos las claras a punto de nieve. Una vez que estén añadimos un poco a la mezcla anterior para que se suavice un poco. Luego añadimos el resto de las claras de forma envolvente para que no pierdan volumen. Añadimos los frutos secos cuando estemos terminando y los integramos también con movimientos envolventes.
  • Vertemos la masa sobre un molde rectangular engrasado y con la base forrada con papel vegetal. Llevamos al horno y dejamos que se cocine durante unos 20 minutos. Para saber cuándo está al pinchar con el palillo este debe salir un poco manchado pero con la masa espesa (como pequeñas migas pegadas al palillo).
  • Luego lo sacamos y lo dejamos enfriar en el molde sobre una rejilla.

Yo este lo preparé para el cumpleaños de un amigo así que decoré la parte superior con un poco de praliné y sprinkles de colores, pero podéis dejarlo tal cual o añadir la decoración que más os guste.

Ahora contadme, ¿os gusta el brownie? ¿Cómo preferís tomarlo? ¡Quedo a la espera de vuestros comentarios a ver qué ideas me dais! 😀

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *