Layer Cake de Chocolate y Avellanas

Yo, como siempre, voy a mi ritmo, y a estas alturas os traigo la tarta de cumpleaños que le hice a mi madre hace ya meses… ¡Es que no llego a todo lo que os quiero compartir! Vosotros sabéis perdonarme, ¿verdad? 😌

En este caso preparé unos bizcochos de chocolate con relleno de avellanas, que es su fruto seco favorito. La crema nos encantó, sin duda lo mejor de la tarta. Respecto al bizcocho, aunque veréis que no lo pongo más adelante, os recomiendo ponerle un poco de almíbar (yo lo hice con uno que tenía en casa, por eso no os pongo la receta), queda mucho más jugoso. También, si preferís preparar un bizcocho de vainilla con avellanas o de algún otro sabor que os guste, ¡seguro que va genial!

INGREDIENTES:

  • 200gr Harina
  • 1’5 Cucharadita Levadura
  • 1/4 Cucharadita Sal
  • 3 Huevos L (separadas claras y yemas)
  • 70gr Azúcar
  • 1 Cucharada Pasta Avellanas
  • 100ml Buttermilk (90gr Leche + 10gr Zumo Limón)
  • 130gr Chocolate Fondant

Relleno:

  • 100ml Nata
  • 100gr Pasta Avellanas
  • 60gr Mantequilla
  • 1 Cucharada Azúcar Glass

Cobertura:

  • 20gr Nata
  • 40gr Chocolate
  • 15gr Mantequilla

ELABORACIÓN:

  • Si no tenemos, comenzamos preparando la pasta de avellanas. Para ello ponemos un puñado en una batidora (mejor si no es de brazo) y batimos hasta que suelte la grasa y quede una pasta cremosa. Reservamos.
  • Engrasamos los moldes elegidos y forramos la base, yo he usado dos bajitos de 18cm de diámetro.
  • Precalentamos el horno a 150ºC con calor arriba y abajo.
  • Fundimos el chocolate con pequeños golpes de calor en el microondas o al baño maría y reservamos para que se temple.
  • En un bol, tamizamos la harina, la levadura y la sal y en otro bol batimos bien las yemas junto con el azúcar (hasta que blanqueen) y cuando lleguen a ese punto le añadimos la pasta de avellanas e integramos.
  • A continuación, añadimos a la mezcla de yemas la mitad de la mezcla de harina, integramos e incorporamos el buttermilk. Para terminar incorporamos el resto de la mezcla de harina.
  • Ahora montamos las claras a punto de nieve.
  • Cuando tengamos las claras listas, añadimos una cucharada a la otra mezcla para suavizarla y después añadimos el resto de las claras y mezclamos de forma envolvente para que no se bajen y nos quede un bizcocho súper esponjoso.
  • Por último, vertemos en los moldes (la misma cantidad en cada molde) y horneamos unos 15 minutos (o hasta que al pinchar con un palillo este salga limpio).
  • Pasado ese tiempo sacamos del horno, dejamos templar en el molde sobre una rejilla unos 5 minutos y después desmoldamos y dejamos enfriar por completo sobre la rejilla.

Relleno:

  • Comenzamos poniendo la nata en un cazo a fuego lento y justo antes de que vaya a hervir, retiramos del calor y le añadimos la mantequilla. Movemos bien para que se funda y se integre.
  • A continuación le añadimos la crema de avellanas y mezclamos bien, hasta que veamos una crema homogénea.
  • Llevmos a la nevera y dejamos reposar al menos una hora para que tome cuerpo y luego podremos rellenar nuestra tarta.

Cobertura:

  • Calentamos la nata y antes de que hierva retiramos del calor y añadimos el chocolate.
  • Dejamos reposar un par de minutos para que se empiece a fundir y luego removemos para integrarlo.
  • Por último incorporamos la mantequilla y movemos hasta que quede todo igual.
  • Ponemos sobre nuestra tarta antes de que se enfríe esta crema para que se quede bien lisa.

¡¡Pues hasta aquí la receta!! Veis que aunque tiene tres elaboraciones diferentes ninguna de ella es especialmente complicada, ¿verdad?

¡Nos leemos pronto con nuevas ideas! Un besazo 😘

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *